Los orígenes de la evolución

The-real-reason-evolution-started_small

Sin el mal humor de Herbert y los gritos chillones de Melinda, las cosas probablemente habrían sido muy diferentes. Pudo también mudarse a otro océano o divorciarse, pero eligió exponerse a morir al aire libre antes de seguir aguantando los gritos de su esposa.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario