No es que seas lento… es que sabes demasiado

viejo-sabio

Una de las teorías más controvertidas (y más viejas) sobre el declive de las funciones intelectuales en personas de edad es la que defiende que la memoria se encuentra en dos formas: fluida y cristalizada… y que realmente no hay pérdida cognitiva con el envejecimiento.

Benedict Carey escribió hace algunos meses un interesante artículo en el New York Times donde expone esta idea. Según algunos científicos, no es que haya déficit cognitivo en los adultos mayores, sino que buena parte de la memoria está en forma cristalizada y no fluida. Además, parece ser que mientras más ha aprendido una persona en su vida mayor es la cantidad de datos que tiene que barajar antes de dar con el dato justo.

En lo personal, pienso que todo esto no tiene fundamento.

No obstante, nadie puede llamarse imparcial si no expone todos los hechos, aún los que desmienten su propio punto de vista. En este particular, parece que varios equipos de científicos trabajando por separado han llegado a conclusiones semejantes: Comparan a una persona vieja con una computadora cuyo disco duro está casi lleno. Al hacer una búsqueda en la base de datos, esta es tan grande que el procesador tarda más tiempo del normal en hallar la información.

Mientras que una persona joven o poco educada conoce, por ejemplo, un término para un objeto o situación, una persona vieja y educada sabrá tal vez decenas. Evidentemente, la segunda persona tardará más tiempo en hallar la palabra justa que estaba buscando.

Y es precisamente explorando esta analogía que científicos alemanes comandados por el Dr. Michael Ramscar, de la Universidad de Tübingen, han llegado a dicha conclusión, que soporta al menos parcialmente la noción de que no hay enlentecimiento cognitivo con la edad, sino que se trata de… Hagamos otra analogía: Son los problemas que enfrenta un bibliotecario trabajando en solitario durante décadas en una biblioteca que se va haciendo cada vez más grande.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario